Mar de Energía y Cuidados, una apuesta por cambiar el modelo energético instalada en el distrito Centro | Somos Malasaña

Mar de Energía y Cuidados, una apuesta por cambiar el modelo energético instalada en el distrito Centro

Bajo los principios de la economía social y solidaria, el Mar de Energía y Cuidados es un centro transformador que acoge iniciativas que buscan cambiar el modelo energético o que trabajan para generar empleo de calidad en el sector de los cuidados

El distrito Centro de Madrid acoge el llamado Mar de Energía y Cuidados, un espacio instalado en el 108 de la calle Toledo dedicado a «conectar e impulsar iniciativas y proyectos que buscan cambiar el modelo energético, que conciben la energía como un bien común o que trabajan para generar empleo de calidad en el sector de los cuidados. Un centro en el que compartir y aprender bajo los principios de la economía social y solidaria«. Abierto a cualquier persona, su actividad se centra en acompañar y asesorar a iniciativas económicas, ofrecer talleres prácticos y laboratorios de ideas; acoger presentación de proyectos inspiradores y encuentros de networking, etc.

El Mar de Energía y Cuidados es uno de los cuatro en los que se divide el proyecto piloto MARES -que se viene desarrollando desde el pasado enero de 2017 y que continuará hasta octubre de 2019-, cuyo objetivo principal es revitalizar los distritos de Villaverde, Vicálvaro, Puente de Vallecas y Centro, generando tejido productivo, creando empresas en estos territorios y promoviendo buenas prácticas ciudadanas que llevan a una ciudad más sostenible.

El espacio físico donde se ha instalado el Mar de Energía y Cuidados era un espacio en desuso que ha sido transformado por completo teniendo en cuenta tres ejes básicos de actuación: el cuidado de la memoria material del edificio, la adecuación de la infraestructura para las actividades de MARES y la acupuntura energética. Esta última consiste en priorizar y elegir en qué lugares intervenir energéticamente como, por ejemplo, la transformación a iluminación con led, monitorización de los consumos y reducción de la transmisión de calor por las ventanas. El resultado final de las obras, que han supuesto una monitorización en tiempo real de las prácticas colectivas en el Mar: un edificio con un total de 460 metros cuadrados y un ahorro estimado en consumo de energía de un 20%, que cuenta con tres plantas y un espacio exterior.

Iniciativas empresariales que acoge el Mar de Energía y Cuidados

En estos momentos, desde el Mar de Energía se está acompañando a un total de 12 iniciativas empresariales colectivas. Cada una de ellas se encuentra en diferentes etapas del desarrollo de su modelo de negocio y estarán ubicadas en el Mar de Centro. Son las siguientes: SolenCoop, Kaia, La Corriente, Lluriga, Miogas, Rebive, Redondando, Socaire, Ururu, NetSolar, Sun Lorenzo y Mujeres con energía.

En lo que respecta al Mar de Cuidados, son 10 los proyectos que acompaña: Cuidar al cuidador, Brigada itinerante de salvamento, Movidas, En movimiento, Mujer(es), mYmO, Mujeres con energía, El ecoelectricista, Ekaa y Energy Flow Concept. Este Mar apuesta por situar la sostenibilidad de la vida en el centro y poner en valor las tareas de cuidado, un elemento clave para el desarrollo social y económico. Por eso, impulsa iniciativas que, desde la economía social y solidaria, contribuyan a que los diferentes agentes sociales -hombres y mujeres- asuman su responsabilidad en la organización social del cuidado. Para ello, «pretende generar empleos de calidad en este sector, desarrollar un laboratorio de experiencias innovadoras en el campo de la salud psicosocial y el bienestar integral de las personas y apostar por iniciativas cooperativas en el sector de cuidados».

Plant On Demand, Laboratorio de Cuidados Urbanos y Gentium son otras tres iniciativas que también han hallado acomodo en el 108 de la calle Toledo. De todos los proyectos se puede encontrar información detallada en la página web de MARES.

 

La Corriente o cómo enchufarse a un modelo energético más sostenible

La Corriente es una de las iniciativas instaladas en el Mar de Energía y se trata de la primera cooperativa madrileña de comercialización de energía eléctrica que, dentro de la economía social, apuesta por «una transición a un modelo energético ambiental y socialmente más sostenible». Suministra energía eléctrica 100% renovable y empodera a la ciudadanía por medio de la formación y el autoconsumo. Surgida gracias a la motivación de un equipo multidisciplinar de mujeres y hombres ingenieros, economistas, comunicadores e instaladores especializados en mercados energéticos, entre sus servicios ofrecen: consultoría y regulación del mercado eléctrico, implantación de renovables, proyectos e instalación de energía solar Fotovoltaica y Térmica para autoconsumo, instalación de infraestructuras y gestión de recarga para vehículos eléctricos, auditorias de eficiencia energética para el ahorro en potencia y consumo y formación. En este último sentido, acaban de lanzar la I Academia Ciudadana de la Energía, un servicio gratuito que ofrece restar opacidad al sector energético. «El conocimiento es el primer paso para tomar decisiones de manera informada y actuar consecuentemente», afirman los impulsores de esta singular academia. Asociarse a La Corriente significa hacerse propietario de esta iniciativa y es también el primer paso para poder contratar luego la luz a través suyo.

¿Qué es MARES?

MARES es un proyecto liderado por el Ayuntamiento de Madrid junto con ocho socios: Dinamia, Vivero de Iniciativas Ciudadanas, SIC, Ecooo, Todo por la Praxis, Agencia para el Empleo, Acción contra el Hambre y Tangente. Está financiado por la iniciativa Urban Innovative Actions de la Comisión Europea, una convocatoria que se dedica a apoyar proyectos que buscan soluciones para afrontar desafíos urbanos. Las iniciativas económicas y empresas que forman parte del ecosistema de MARES giran alrededor de cinco sectores productivos: la movilidad, la alimentación, el reciclaje, la energía y los cuidados.

Las iniciativas empresariales que se están desarrollando y acompañando en MARES se basan en el conocimiento y la experiencia de la ciudadanía y los principios de la economía social y solidaria. Sus objetivos prioritarios son, entre otros, poner a las personas y sus necesidades en el centro, generar empleo digno y estable, respetar el medioambiente y funcionar de forma democrática. El proyecto se desarrolla en torno a la resiliencia urbana y económica, es decir, la capacidad que tenemos las personas de adaptarnos ante situaciones no previstas. Traducido a la ciudad de Madrid, esta capacidad hace referencia a las numerosas experiencias que la ciudadanía ha desarrollado para hacer frente a la crisis: iniciativas de autoempleo, recuperación de espacios en desuso o redes informales de economía.