Somos Malasaña: una década informando sobre la actualidad del barrio | Somos Malasaña

Somos Malasaña: una década informando sobre la actualidad del barrio

Somos Malasaña cumple sus primeros 10 años convertido en la referencia de la prensa hiperlocal en España

El 20 de abril de 2009 estrenábamos Somos Malasaña. Nuestro nacimiento fue la primera noticia que publicamos tal día como hoy de hace ya una década. Los años de vida de un pequeño periódico de barrio como el nuestro son más equiparables a los años perrunos que a los humanos o, al menos, esa es la sensación que tenemos. Si la equivalencia humano-perro es de 1-7, la equivalencia humano-prensa hiperlocal no le debe de andar muy a la zaga por lo intenso de lo vivido. Sin embargo, la edad, lejos de pasarnos factura nos pilla en plena forma: la experiencia es un grado.

Somos Malasaña es hoy en día el periódico hiperlocal más longevo de España y el primer periódico de barrio nativo digital que apostó por que la comunicación con sus lectores-vecinos no fuera únicamente unidireccional, en una época en la que el uso de las redes sociales aún no había eclosionado y un medio de comunicación meramente online, centrado en contar y dar voz a todo aquello que sucede en un territorio muy concreto, «llegaba demasiado pronto», según nos decía más de uno.

El periódico surgió como parte de un proyecto mucho mayor y ambicioso, el del Grupo Somos, que había sido ideado para crear una red de pequeñas cabeceras de barrio que debían haberse expandido rápidamente, como una mancha de aceite, por el distrito Centro de Madrid, replicando un modelo único y agrupadas todas ellas en una web común. Sin embargo, la crisis que se había iniciado en 2008 permaneció viva más de lo esperado y colocó al proyecto en su sitio y a nosotros, sus responsables, teniendo que lidiar con la ansiedad de saber hacia dónde queríamos y debíamos ir pero sin el músculo económico y humano para avanzar a la velocidad que hubiéramos deseado.

Sin inversor que respaldara el proyecto y sin subvención ni ayuda pública de algún tipo, Somos Malasaña ha sobrevivido todos estos años gracias al empeño de los socios fundadores que aún hoy permanecen al frente del periódico –Antonio Pérez, Diego Casado y Luis de la Cruz-, al del resto de socios fundadores que por distintas cuestiones personales tuvieron que abandonar el barco poco a poco –Arturo Muñoz, Maria Ángeles Molina y Antonio Martínez-, a la imprescindible llegada de relevos, como Raquel Angulo; al quehacer de un puñado de grandes colaboradores que han ido pasando por la cabecera a lo largo de todos estos años y que, muchos de ellos, aún siguen con nosotros y, por supuesto, al apoyo de patrocinadores (pequeño comercio del barrio en su mayoría) y a la buena respuesta que siempre hemos tenido por parte de nuestros lectores.

Como la honestidad a la hora de hacer periodismo no es comestible, la sostenibilidad económica de Somos Malasaña ha estado en riesgo en numerosas ocasiones. En los últimos años, el reconocimiento a nuestra labor -que está llegando desde diversas partes- nos está permitiendo caminar con algo más de holgura y firmeza. Acuerdos con socios importantes como el Grupo Zeta, a través de una colaboración con elPeriódico.com -vigente, al menos, hasta el próximo mes de mayo- y ayudas como la recibida de Google en el último año, nos han aportado tranquilidad, permitiendo que nos centráramos más si cabe en servir la información de proximidad que nos caracteriza. Y todo ello manteniendo el total control sobre los contenidos del periódico y sobre cualquier otro aspecto. La independencia de Somos Malasaña es algo que jamás se ha negociado.

En nuestra andadura han sido también claves fechas como las del nacimiento de Somos Chueca (03-12-2013) y, más recientemente, Somos Chamberí (11-11-2017), cabeceras hermanas que, replicando nuestro modelo, nos han hecho más fuertes. Respecto a la primera, cabe reconocer el trabajo de nuestros compañeros Jorge Valencia y Beatriz López, mientras que en la segunda es Diego Casado quien marca el rumbo.

Imposible reflejar en este artículo los millones de horas de trabajo que nos ha exigido Somos Malasaña, los sacrificios personales y profesionales que el periódico ha exigido a todos y cada uno de los que estamos involucrados en él y las enseñanzas y satisfacciones que nos ha reportado durante este largo camino que, sin duda, volveríamos a recorrer.

Y como 10 años de existencia es una fecha que requiere de una celebración acorde a su redondez, hemos organizado una pequeña fiesta de cumpleaños-Somos abierta a todos nuestros lectores, un acto festivo vecinal, con paella y música en directo, que realizaremos el sábado 27 de abril en el solar de Grilo (calle Antonio Grilo 8). Allí os esperamos para conocernos en persona.

GRUPO SOMOS, DE LA PREHISTORIA A LA ACTUALIDAD
Un mes antes del nacimiento de Somos Malasaña, el Grupo Somos se había estrenado con Somos Centro (16-03-2009), periódico hermano que fue en realidad el primero de esta aventura editorial en aparecer. Con ambas cabeceras avanzamos durante el primer año de vida, aunque siempre con la idea de crecer. La oportunidad de hacerlo llegó con Somos La Latina (01-03-2010), publicación que sólo llegó a cumplir un primer aniversario.

El cierre de Somos Centro y de Somos La Latina (07-09-2011), dejó a Somos Malasaña como único abanderado del Grupo Somos y última trinchera del incipiente periodismo hiperlocal hasta la llegada de Somos Chueca, primero, y de Somos Chamberí, después, una cabecera con la que hemos dado el salto de una información de barrio a una de distrito.

Anterior a todo esto, en nuestra prehistoria, estuvo el blog Madrid Me Mata, la consultora Intropía y las ganas de volver a salir a la calle, a la búsqueda de historias, de unos periodistas a los que las rutinas productivas de medios importantes estaban condenando a trabajar encerrados en redacciones digitales y vieron en las noticias de proximidad un nicho de negocio y de información al que en Madrid nadie estaba haciendo caso.